Buscar Contacto Suscribete al Newsletter
single-image

Nuevos formatos de vacaciones en las empresas

Por Sara Mendoza Figueroa – Gerente de Marketing – VISMA Latinoamérica.

Las organizaciones de hoy cuentan con diferentes grupos generacionales con expectativas muy distintas. La empresa debe escuchar a todos e intentar satisfacerlos, especialmente cuando se trata de cuidar talentos. RH debe tener muy en cuenta el poder contribuir a una buena “employee experience”, y esto abarca también las vacaciones.

La llegada del verano es sinónimo de vacaciones y descanso. Sin embargo, para muchas organizaciones es sinónimo de caos, equipos disconformes y discusiones. Por esta razón, se deben definir en forma clara y precisa las normas generales que regulan la adjudicación de los días de licencia por vacaciones; pero, a la vez, deben ser flexibles, para poder adaptarse a las necesidades específicas de los empleados.

Muchos líderes subestiman el poder que tienen las vacaciones en los índices de satisfacción personal, especialmente en las nuevas generaciones. Por este motivo, deben adoptar sistemas que se ajusten a las características de cada departamento y a las preferencias de sus empleados.

Los millennials (nacidos entre 1981 y 1995) revolucionaron completamente el mundo del trabajo. Esta generación domina las fuerzas laborales actuales. La flexibilidad es un factor esencial para ellos, tanto la flexibilidad horaria en el día a día de la rutina laboral como la que se refiere a las vacaciones. Las generaciones anteriores deben hacer un esfuerzo por pensar “out of the box” en ese sentido y comprender qué los moviliza, qué los estimula, qué razones los llevan a no ser tan estrictos con las normas que -hasta el momento- regían en la empresa para tomar el receso anual de vacaciones. Esta generación valora el reto de cumplir objetivos, llegar a una buena productividad, sin importar en qué lugar físico se encuentren ni qué días del calendario empleen para ello. Incluso, si existen situaciones excepcionales en las que se requiere su aporte aun en su periodo de vacaciones, no tienen inconveniente en conectarse desde el mar, la selva o la montaña, y luego regresar a su momento de ocio. Desde luego, para esto se necesita contar con tecnología de punta, de modo de poder estar conectados en cualquier momento y lugar. Los millennials tienen incorporado el desafío de encontrar el equilibrio entre lo personal y lo laboral; disfrutan lo que hacen, tanto las vacaciones como el trabajo.

Y, además de los millennials, también en los centennials (nacidos a partir de 1996) se observa esa semejanza en el “sentido de libertad” y la necesidad de “flexibilidad”. Se trata de generaciones que creen firmemente en la posibilidad de desarrollar, explorar habilidades y conocimientos logrando máxima eficiencia sin las limitantes de tiempo ni lugar.

Volviendo al tema del otorgamiento de vacaciones y la flexibilidad que exigen las nuevas generaciones, hay diversos aspectos que las organizaciones deben tener en cuenta en la actualidad:

  • Más días de los correspondientes por ley.
  • Otorgar días hábiles y no “corridos”.
  • La posibilidad de que puedan tomarlas cualquier día de la semana, en cualquier periodo del año y no necesariamente durante lo establecido legalmente como “periodo vacacional”.
  • Que los empleados puedan tomarse las vacaciones divididas y no todas juntas.
  • Conceder flexibilidad a los empleados para que negocien entre ellos y puedan cubrir las actividades que la organización requiere para su diario funcionamiento.
  • Viernes cortos, etc.

Lectura Recomendada

single-image

Microlearning y la gamificación: desafíos digitales de RRHH

La transformación digital han producido un cambio en la capacitación laboral de los últimos años.

De acuerdo con la última edición del Workplace Learning Report de Linkedin Learning, la búsqueda de nuevas fórmulas para el desarrollo de habilidades o soft skills es uno de los principales retos en Recursos Humanos hoy en día.

En este sentido, han surgido nuevas fórmulas, entre las cuales, el microlearning y la gamificación adquieren un especial protagonismo debido, sobre todo, a su alta efectividad. Según los últimos datos publicados por B-Talent, la solución tecnológica del Grupo Bizpills para el desarrollo de competencias y habilidades profesionales, las formaciones que incluyen dinámicas de gamificación generan más de un 90% de retención de conocimientos y aplicación de conceptos al puesto de trabajo.

Tanto la gamificación como el microlearning son dos alternativas que pueden utilizarse como sustituto o complemento de la formación online, blended o presencial; de manera conjunta o por separado. Sin embargo, es cuando se opta por combinar ambas metodologías, cuando sus ventajas se multiplican. Las formaciones que incluyeron dinámicas de gamificación y microlearning lograron una media del 92% de completitud y 89% de engagement.

Sin embargo, todavía hay compañías que se resisten a su uso. Según los datos del estudio La realidad de las empresas sobre competencias y Transformación Digital, solo un 8% de las iniciativas para el desarrollo de competencias digitales incorporan dinámicas de gamificación a pesar de ser una de las áreas que mejor se presta a ello.

La tendencia será que en los próximos años este porcentaje crezca, sobre todo por el aumento de perfiles profesionales afines a estas nuevas metodologías. Esto se debe a la irrupción en las compañías de los nativos digitales. Según los cálculos del Linkedin Learning, para el 2025, el 75% del personal de las empresas será millennial.

Lectura Recomendada

single-image

Millennial: ¿Qué buscan y esperan exactamente los Junnals de un trabajo?

Son los Junior Professionals: trabajadores de la generación del milenio, que será el grupo más importante entre la población activa a partir del año 2025

Son los líderes del futuro, nacidos entre los años 80 y los 90, y actualmente ya forman parte de los equipos de trabajo, en los que conviven con otras generaciones.

Estamos viviendo un momento en donde los Junnals (Junior Professionals de la generación millennial) están dispuestos a revolucionar la forma de entender la empresa y el trabajo. Sobre todo porque piensan que las empresas deberían tener más en cuenta los intereses de sus stakeholders en vez de centrarse únicamente en los resultados financieros, y sin embargo su experiencia es justamente la contraria, lo que está generando en esta joven generación una falta de lealtad hacia sus organizaciones. Pero, ¿qué buscan y esperan exactamente los Junnals de un trabajo? Edificio Cuzco IV nos da las claves de estos trabajadores que cada vez son más numerosos en sus oficinas del madrileño paseo de la Castellana.

Cuatro cosas que busca y que espera esta generación de un trabajo.

 

1. Ellos prefieren los espacios flexibles: el trabajo en equipo es vital en la nueva forma de entender la empresa según los millennials. Están emergiendo el desk-sharing y el hot-desk, principalmente entre los más jóvenes, quienes demandan espacios que se adapten a sus necesidades y a su nueva forma de trabajar, y no al revés. El espacio flexible ayuda a retener y atraer el talento, además de ofrecer a los profesionales un servicio que se adapta mucho mejor a lo que buscan. Según un estudio de la consultora inmobiliaria JLL**, en los últimos cinco años, el sector de los espacios de trabajo flexibles ha crecido a un ritmo del 200%. Estos espacios favorecen el networking y la creación de sinergias entre empresas de distinta índole. En este sentido, Edificio Cuzco IV pone a disposición de todas las empresas con sede en el inmueble todo tipo de espacios flexibles con el fin de llevar a su máxima expresión este concepto de trabajo colaborativo.

2. Prima el salario emocional: Los millennials quieren trabajar en empresas que les ofrezcan beneficios más allá de la retribución económica como flexibilidad de horarios, teletrabajo, desarrollo de carrera profesional o que puedan elegir las plataformas o tecnologías que más se adapten a su forma de trabajar. Revolucionar la productividad dando al empleado la libertad de trabajar como mejor le convenga contribuye a su felicidad y puede ayudar mucho a que una empresa saque el máximo partido a sus equipos. Además, dar a los empleados esta flexibilidad demuestra que se les valora y se confía en ellos, motivándoles para que den lo mejor de sí mismos.

Según el estudio de ManPowerGroup ‘Las carreras profesionales de los Millennials: Horizonte 2020*’ en el que han participado 19.000 millennials de 25 países, en torno al 85-90% ve prioritario tener un trabajo que tenga flexibilidad y que le permita tener tiempo de ocio.

3. Le dan importancia al bienestar físico y mental: las cafeterías con una oferta saludable y los espacios de ocio y de descanso están haciéndose frecuentes en las organizaciones para permitir la comunicación de los trabajadores y romper así las barreras que existen entre departamentos. Las grandes empresas de Silicon Valley creen que ésta es la clave del éxito y la motivación, y una manera de retener talento.

4. Quieren aprovechar las tecnologías 4.0: Los millennials están ganando cada vez más peso en el mundo empresarial. Ellos son nativos digitales, saben sacar el mejor partido a todo lo que hoy en día ofrece la tecnología, y son conscientes del rápido avance tecnológico que ha derivado en la Cuarta Revolución Industrial y de cómo estas nuevas capacidades están cambiando el modelo de trabajo actual. Por eso, el 43% del total de los millennials encuestados por Deloitte en 2018* creen que sus directivos y organizaciones deberían formarles para garantizarles el desarrollo de las habilidades necesarias para la revolución que se avecina.

* Encuesta a la generación millennial 2018 de Deloitte
** Las carreras profesionales de los Millennials: Horizonte 2020, ManPowerGroup

Lectura Recomendada

single-image

Cómo dar una mala noticia con humanidad

JUANA ERICE, autora de ‘Gracias. El arte de comunicar malas noticias con humanidad’

Todo cambia en un instante, ésta es una frase que hemos oído tantas veces, pero como todas las cosas que escuchamos, no acabas de creerlo hasta que un día te sucede y ocurre de una forma rápida e inesperada.

La forma en la que te trasladan la circunstancia, el suceso o la noticia influye, y mucho, en esa primera vivencia ante la adversidad.

Mi vida cambió en un segundo. Eran las 6 de la tarde de un 28 de marzo, había llevado a mi hijo mayor al médico porque tenía mucha fiebre y vio algo que no le gustó. En menos de una hora, nos comunicaron que tenía las plaquetas por los suelos, riesgo intenso de hemorragias internas y que debíamos ir con urgencia a un hospital y ponernos en manos de hematólogos. ¿Hematólogos? ¿Había dicho hematólogos?

Mi hijo afortunadamente está bien y cuando escribo estas palabras me emociono, está curado, pero hay muchas otras personas que no lo están, muchas personas que están sufriendo por distintos motivos: una enfermedad, la muerte de un ser querido, un accidente, un error, una separación o una mala noticia; y, todos ellos, necesitan ayuda.

¿Cuántas veces has deseado ser capaz de comunicar un mensaje difícil transmitiendo la verdad y la realidad con honestidad?

Impactar en otra persona significa reforzar, apoyar e influir en el otro cuando más lo necesita, significa estar a su lado en los momentos difíciles, ponerse en su piel cuando no sabe cómo debe actuar y, por supuesto, transmitirle fuerza, mucha fuerza.

Llevo toda mi vida trabajando en comunicación, amo la comunicación, especialmente en situaciones complejas, pero nunca la había vivido de una forma tan directa a nivel personal y debo decir que es algo muy difícil porque nadie nos ha preparado para ello. A lo largo de todo el proceso he descubierto algunas cosas que me gustaría que apliques porque si lo haces bien, lograrás cosas extraordinarias: lograrás que la otra persona afronte lo que le está sucediendo con entereza e incluso llegue a sentirse grande ante la adversidad. Merece la pena, ¿no crees?

Te voy a proponer un método muy sencillo, un método que tiene solo tres pasos, sólo tres, pero importantes. Los tres pasos se aplican a ambas personas, a aquella que da la mala noticia y a quien la recibe. Ponen foco en analizar lo que sienten ambas y busca un territorio común donde puedan entender lo que está sucediendo y, como consecuencia, crecer.

¿CUÁLES SON ESTOS 3 PASOS Y POR QUÉ FUNCIONAN?

En realidad, se trata de algo que hacemos de forma natural cuando nos encontramos bien, cuando estamos atravesando una etapa buena y nos sentimos capaces de todo, pero que olvidamos completamente ante las dificultades. Cuando nos encontramos seguros y aparece un problema, pasamos por un proceso del que no somos conscientes y que suele seguir el mismo camino.

  • Comprendemos lo que sucede
  • Buscamos soluciones
  • Persistimos hasta alcanzar lo que deseamos

Profundicemos en el primer paso: comprender.

Nadie te ha dicho que puedes influir en los demás de una forma profunda. Nadie te ha hecho entender que tienes una capacidad de impacto muy superior a lo que crees. Y créeme, la tienes.

¿Cómo descubrirlo? ¿Qué debes hacer? En primer lugar, debes prepararte. Prepararte a fondo, destinar tiempo a pensar en profundidad, a preocuparte y reflexionar sobre lo que vas a decir, por qué lo vas a decir, cómo lo vas a decir, con qué palabras y en qué momento. El tiempo que dediques a la preparación, realmente marcará la diferencia. Nunca lo subestimes.

Si lo haces bien, lograrás que la persona acepte lo que le comuniques y que su desconcierto y sufrimiento se transformen en aprendizaje. Elige con mucho cuidado las primeras palabras (nunca las olvidará). Elígelas muy bien.

Di aquello que a ti te gustaría escuchar en esos momentos. Hay algunas palabras que te pueden ayudar a mitigar el impacto de la noticia: Tranquilo, vamos a ir paso a paso, puedes conseguirlo, todo se solucionará, palabras positivas que le ayuden a asimilar su nueva realidad.

Las palabras, tus palabras, tienen una influencia grande, mucho mayor a la que puedas imaginar. Recuerda que en estos momentos, el que recibe la mala noticia, se encuentra vulnerable, sin defensas y todo lo que escucha accede rápidamente a su interior sin ningún tipo de filtros y se queda grabado.

Es muy importante que entiendas que tu actitud, también, influye de forma directa y debes ser consciente de ello. Una persona fría, que sigue un protocolo de actuación y es lejana, impacta de forma negativa, comunica sin sentimiento, sin empatía. Piénsalo por un instante. ¿Te gustaría que alguien te diera una noticia de esa forma? ¿Te gustaría que dijera estrictamente lo que tenía que decir con una voz monocorde y ninguna implicación emocional? No, no te gustaría en absoluto. Es más, se lo reprocharías siempre.

Por lo tanto, algo que es clave para mi es elegir y ser consciente de la actitud con la que comunicas, tiene que ser cercana, cálida y cariñosa. Si puedes, toca a la persona suavemente. Tiene que percibir tu comprensión, que entiendes lo que siente y que estás a su lado.

La escucha también es fundamental. Escuchar es un bálsamo tan importante como el cariño. De hecho, sueles escuchar a las personas a las que tienes cariño, ¿no es cierto? Cuando escuchas tienes el poder de comprender al otro y debes aprender a hacerlo bien porque el implicado en la mala noticia lo necesita de verdad. Necesita respeto, necesita guía y necesita apoyo y lo sentirá si le escuchas con calma, sintiendo lo que siente y acompañándola en su miedo e incertidumbre. Debes aprender a convertirte en alguien así.

Impactar en otra persona significa reforzar, apoyar e influir en el otro cuando más lo necesita, significa estar a su lado en los momentos difíciles, ponerse en su piel cuando no sabe cómo debe actuar y, por supuesto, transmitirle fuerza, mucha fuerza

Segundo paso: busca soluciones

¿Cómo se encuentran soluciones en medio de la adversidad? En primer lugar, ayudando a la persona a dar un sentido a lo que está sucediendo y haciéndole descubrir quién es ante las dificultades, quién es ante los problemas. Es un bonito y desconocido camino que debes incitarle a recorrer. Me gustaría que le desafíes: ¿Quién quiere ser? ¿Cómo quiere vivir lo que le está pasando? ¿Cómo quiere impactar en su entorno? ¿Qué ejemplo quiere dar?  

Ayúdale, también, a encontrar a sus compañeros de viaje. Es muy importante elegir quiénes son e intentar mantenerlos cerca, muy, muy cerca porque sin ellos no podrá hacerlo tan bien. Su apoyo va a ser extraordinario. Por lo tanto, oriéntale para que busque a aquellos que le transmiten confianza, que le quieran, que le dan perspectiva y recorren silenciosamente ese camino a su lado. Serán pocos, muy pocos, pero vitales.

Por último, intenta ser un pilar para esa persona que te necesita. Ser un pilar consiste en romper, una a una, todas sus dudas. Consiste en transmitirle y en muchas ocasiones repetirle, sí eres capaz de afrontar esta situación, de hecho, lo estás haciendo muy bien, sí tienes la fuerza necesaria y lo estás demostrando. Sí estarás a la altura y te estás convirtiendo en un ejemplo para toda la gente que tienes a tu alrededor y sí lo estás viviendo con dignidad y con grandeza. Esas frases serán fundamentales. Sin darte cuenta le estás ayudando mucho a que se sienta orgulloso de sus reacciones y, como consecuencia, a que acepte su nueva realidad.

Tercer paso: persiste

Creo profundamente en la fuerza de persistir cuando las cosas no van tan bien como deseamos. Creo en nuestra capacidad para desarrollar una firmeza inquebrantable y continuar luchando. Creo en nuestra determinación para comprometernos con nosotros mismos y con los demás y hacer lo que debemos hacer.

Es importante recordar que quien recibe la mala noticia duda de muchas cosas, especialmente de su futuro. Duda de su resistencia. Duda de tener la energía suficiente para afrontar las dificultades, duda que algún día todo vuelva a la normalidad. Duda de sus reacciones. Duda de los resultados. Duda de su capacidad. Duda de todo.

Una forma magnífica de combatir las dudas es por medio de la acción. Las dudas se combaten con acción. No le dejes que piense más, pídele que actúe. No le permitas perderse en la toxicidad de sus miedos, pídele que elija las tres cosas que más le preocupan y que tome tres decisiones. Desarrolla un plan de acción con esa persona para afrontar los momentos en los que se encuentra. El objetivo es muy claro: moverse, tomar pequeñas decisiones y  avanzar un poquito cada día. Paso a paso, mejorará y en la medida en que vaya superando obstáculos, las dudas se irán mitigando hasta casi desaparecer.

Tú eres el portador de su esperanza, mirará muchas veces hacia ti y se preguntará si realmente crees que lo va a lograr. Es muy probable que no te des cuenta, no es fácil de percibir, pero lo hará. Tu opinión, tu actitud y, por supuesto, tus creencias son vitales para su evolución. Nunca lo olvides.

Me gustaría que recuerdes estos puntos porque si los tienes en cuenta, estoy segura de que comunicarás de una forma delicada, humana y cercana la mala noticia:

  1. Estás delante de una persona que te necesita
  2. Cada día es una pequeña maratón que mide su resistencia. Haz que se centre en avanzar y en confiar
  3. Pon foco en lo que está haciendo bien para que sea consciente de su evolución
  4. Ayúdale a que los pensamientos negativos no le dominen
  5. Haz que combata sus dudas a través de la acción. Pídele que actúe, que se mueva
  6. Y, durante todo el proceso, transmítele calma en los momentos difíciles y serenidad en los retrocesos. Nunca lo olvidará. Muchas gracias.

Sin embargo, creo que este artículo queda incompleto, si no traslado cómo se siente una persona cuando recibe una mala noticia. He decidido incluirlo para que comprendamos el efecto que tiene una noticia de estas características en un ser humano y para ayudarle a minimizar el impacto inicial que recibe. Es decir, percibir la realidad desde otro punto de vista, desde su punto de vista, desde sus ojos, desde sus emociones y aprender que las cosas al otro lado se ven de una forma diferente.

Por lo tanto, ¿qué me gustaría trasladarte en este primer momento si acabas de recibir una muy mala noticia? Lo primero que quiero transmitirte es tranquilidad y una enorme serenidad. Sí, tranquilidad y serenidad. Y sé que es difícil. Sé cómo te sientes y que te encuentras perdido. Sé que tienes miedo. Sé que estás asustado, lo sé. Yo también lo estuve y mucho. Pero pasará. Intenta tomar el control de lo que te sucede. Es muy importante que lo hagas. Para un segundo, cierra los ojos, respira. Puedes afrontarlo, puedes vivirlo. Eres mucho más fuerte de lo que crees y mucho más capaz de lo que imaginas.

No hay una solución única para todos los problemas, pero sí hay algunas cosas que te van a ayudar mucho: tomar decisiones funciona, deberás decidir cuáles, mirar hacia tu interior funciona, aprenderás mucho de ti y de lo que estás viviendo, respirar profundo funciona, especialmente en los momentos más difíciles, sentir que puedes con ello funciona, debes hacerlo una y otra vez, sonreír funciona, cambiará tu visión de los acontecimientos en los días malos y, por supuesto, afrontar con valentía lo que te sucede, funciona.

Creer en ti, también funciona y lo hace de una forma magnífica. Cree en ti porque si lo haces, la noticia seguirá siendo mala, pero tu percepción de la misma variará. Cuando la aceptas, cuando crees que puedes superarla, se transforma, se vuelve más asumible y tu actitud hace que conviertas el sufrimiento y lo negativo en una experiencia de aprendizaje y de crecimiento. Es un paso de gigantes.

Por esta razón, quiero que hagas todo lo posible para apartar tu mente de los problemas que tienes, de las dificultades que vas a afrontar, del miedo que te hace dudar. Aparta tus pensamientos de la dificultad. No dejes que te anule. Céntrate en la acción. Sé que lo que te estoy pidiendo es difícil, pero cuando veas que el negativismo te vuelve a invadir, apártalo.

Cambia tu forma de ver el problema. Tienes que aprender a entender la vida más a largo plazo.  Aunque ahora estás en un mal momento, es muy probable que todo lo que estás viviendo sea uno de los períodos más importantes de tu vida. El más duro, sí, pero uno de los más importantes y debes saber verlo. Aprovéchalo para dar lo mejor de ti mismo, para aprender, para crecer como persona, para entender que la dificultad te va a permitir descubrir facultades que no creías tener. Cambia tu sufrimiento. No te centres en él. No vas a solucionar tus problemas desde la angustia.

Busca soluciones desde la tranquilidad, desde las posibilidades que tienes. No dejes que tus pensamientos se queden enredados en las dificultades y en la tristeza, dirige tu mente hacia las soluciones y hacia los pequeños pasos.

Cambia tu interior. Mira hacia dentro y descubre qué te hace sentir bien. En qué eres bueno. Qué te hace feliz. Reflexiona y averigua cuándo te sientes orgulloso de ti mismo. En qué valores te puedes apoyar. Todo tiene un porqué y con el debido paso del tiempo lo comprenderás. Serán grandes lecciones para ti.

Mucha suerte.

El  libro lo encuentras aquí

Lectura Recomendada

single-image

¿Qué buscan los millennials en el trabajo?

Los millennials son una generación a menudo plagada de estereotipos y estigmas culturales, pero no debemos olvidar que los nacidos entre 1.982 y el año 2.000 hoy son uno de los grupos demográficos más grande en nuestra fuerza laboral.

Con edades comprendidas entre los 19 y los 37 años, sus actitudes, comportamientos y forma de vivir la vida son diferentes a las de las generaciones anteriores, así como entre ellos mismos dada la diferencia de edades entre miembros de esta generación.

Comúnmente se piensa que los millennials no se comprometen a largo plazo con sus empresas o que siempre están atentos a nuevas oportunidades, y que por consiguiente no están tan preocupados por su salud financiera. Pero echando un vistazo más en profundidad sobre lo que les importa a los millenials en su lugar de trabajo (según las conclusiones del “14th Annual U.S. Employee Benefits Trends Study”, elaborado por MetLife), las conclusiones resultan sorprendentes:

• En primer lugar, la mayoría de los millennials están bastante comprometidos con su trabajo: el 64% de los millennials más jóvenes y el 75% de los más mayores, planean trabajar para la misma organización en los próximos 12 meses.

• Los millennials mayores se toman muy en serio la seguridad de su futuro financiero. Muchos ya están planificando la contratación de planes de ahorro para la jubilación, pensando en opciones de inversión y prestando más atención a las ofertas de beneficios de sus empleadores. También se dan cuenta de que ciertos beneficios, como el seguro de discapacidad a corto y largo plazo, pueden desempeñar un papel crucial en la reducción de su estrés financiero.

• Los millennials buscan soluciones de beneficios únicas. Para ellos, la personalización es la clave para poder elegir un acceso a un seguro de salud o a beneficios no médicos, como seguros dentales o de vida.

• Cuando están seleccionando sus beneficios, los millennials prefieren un asesoramiento personalizado. Las consultas individuales, las reuniones en persona y los talleres de educación financiera son formas excelentes para que los empleadores les brinden el apoyo individualizado que están buscando.

Por consiguiente, es importante que las empresas tengan en cuenta estos tips para poder crear estrategias de beneficios que atraigan y retengan el mejor talento.

Lectura Recomendada

single-image

El Assessment Center, clave para revolucionar los procesos de selección

Nos gusta pensar que un proceso de selección es algo más que una metodología para elegir al mejor candidato. El sector de los Recursos Humanos tiene un papel de máxima responsabilidad en esto.

Los procesos de selección deben ser una experiencia única para un candidato, incluso aunque no sea la persona seleccionada finalmente. En ocasiones, puede que sea la primera vez para alguno de ellos y este primer impacto con el mercado laboral tendrá influencia en su trayectoria. Y en otras ocasiones, serán los candidatos quienes tengan la oportunidad de elegir y cómo haya sido su experiencia en el proceso tendrá mucho que ver en esa decisión.

Que el proceso de selección sea una oportunidad y una experiencia satisfactoria para candidatos y empresas pasa por varios aspectos críticos:

  1. Las bases del proceso, bien sea en interno o en externo, deben ser sencillas y claras. Deben incluir qué requisitos tienen que cumplir los aspirantes, cuál es la manera de hacer llegar la información, cuáles son los plazos, teléfonos o correos para ampliar información, etc…
  2. El modelo de comunicación con los candidatos durante el proceso debe de ser excelente, cercano y transparente. Lo que más insatisfacción crea durante un proceso es la falta de feedback.
  3. Las instalaciones y los recursos deben de ser los apropiados para los procesos de evaluación. Deben de contar con medios audiovisuales (proyector, ordenadores para realizar las pruebas, etc…), las salas deben ser polivalentes y con capacidad suficiente para desarrollar los ejercicios de simulación, contar con la climatización e iluminación necesaria, etc.
  4. Los técnicos en evaluación deben de ser profesionales entrenados en este ámbito y contar con los medios necesarios para la observación, como las parrillas, la conversión de competencias a comportamientos, el conocimiento sobre las distintas técnicas existentes en el mercado, etc.
  5. El proceso de Selección debe de asegurar la objetividad. Contar con pruebas certificadas en el mercado, diseñar la misma entrevista para todos los candidatos, seleccionar las pruebas de simulación adaptadas a cada perfil, etc.
  6. Adaptar las nuevas tecnologías a este tipo de procesos. Contar con plataformas de evaluación on line, utilizar la videoentrevista en los procesos de criba, introducir la gamificación, etc.
  7. Feedback personalizado a candidatos. Este es un punto crítico y diferenciador de las empresas que utilizan el Assessment Center como método de selección y evaluación. Este proceso debe de retroalimentar a los aspirantes y poder conocer cuáles son las áreas en desarrollo y cuáles son sus fortalezas.
  8. Es también una fantástica oportunidad para la empresa para mejorar su employer branding, y una gran oportunidad para los candidatos, no sólo a través de un CV, de demostrar sus competencias, aptitudes y conocimientos.

El Assessment Center se ha consagrado como la mejor metodología en selección y evaluación. La combinación de distintas técnicas de evaluación, la introducción de la gamificación, las nuevas tecnologías y el papel experto de los evaluadores hacen de esta metodología la preferida para candidatos y empresas.

El 85% de los candidatos están muy satisfechos cuando participan en procesos de selección a través de Assessment Center y el 88% de las empresas coinciden en asegurar que los procesos de Assessment Center son más efectivos que los procesos tradicionales.

Autor: Susana Sosa Fernández
Número: 124 Revista Observatorio de Recursos Humanos

Lectura Recomendada

single-image

¿Qué beneficios tiene el bienestar de los colaboradores para las empresas?

Consejos para Diseñar una Empresa Saludable

Con el objetivo de fortalecer la cultura de la salud, seguridad y bienestar, KONE explica qué beneficios trae el bienestar, la seguridad y la mejora de la salud:

  • Mejora la salud física, mental y social: los trabajadores sanos y que se sienten bien físicamente, tienen mayores probabilidades de estar motivados, comprometidos y concentrados en su trabajo. La falta de sueño, la deshidratación o estar en baja forma pueden provocar situaciones de riesgo poco deseadas, especialmente cuando se trata de trabajos físicos de responsabilidad.
  • Crea un excelente lugar de trabajo: el lugar de trabajo es clave en el bienestar personal de cualquier empleado. Un entorno agradable, seguro y motivante genera mayores niveles de retención de empleados, aumenta la satisfacción personal de los trabajadores, refuerza la imagen de marca y fideliza a los trabajadores.
  • Reduce los accidentes y mejora los sistemas de prevención: sentirse cómodo en el trabajo mantiene a los empleados concentrados y reduce los descuidos, los errores humanos y por ende los accidentes.
  • Fomenta la cultura de la positividad y las relaciones personales: una cultura de trabajo positivo y una buena relación con los compañeros hace que cualquier trabajador, aunque sea inconscientemente, pueda estar más alerta ante cualquier imprevisto.

Con el objetivo de mejorar el bienestar laboral de sus empleados, aquí diversas acciones que las organizaciones pueden llevar a cabo:

  1. Una de las opciones es concienciar a los líderes de equipo para que transmitan los buenos hábitos a los demás.
  2. Otra opción adecuada es la de facilitar a los empleados una guía sobre cómo alimentarse que les ayudará a entender que cada actividad requiere una alimentación diferente para obtener la energía necesaria para trabajar.
  3. A través del ejercicio físico mejora también la salud mental por lo que es interesante ofrecer condiciones laborales que fomenten la actividad física.

En Chile una empresa especializada en estos tema es,  EeM empresa en movimiento, contactar aquí.

Lectura Recomendada